diumenge, 3 de desembre de 2017

COLP DE GOVERN A L´AJUNTAMENT DE L´OLLERIA.

Els socialistes de l'Olleria, volem donar les gràcies a tots els simpatitzants i votants, pel vostre recolzament, que ens heu donat al llarg d'estos anys.




Hui, enfront al COLP DE GOVERN, que ha protagonitzat COMPROMIS de l'Olleria, cesant-nos de les nostres delegacions i regidories, tot per no cedir l'alcaldia d'ací a 5 mesos, tal i com estava pactat.

Hem vist com actua Compromís a l'Olleria, insultant, humiliant contínuament, i fent de la difamació, la seua forma natural de vida, respecte als nostres regidors socialistes. 

Han estat recorrent a la provocació, pràcticament des de l'inici de la legislatura, a fi de justificar les seues males accions i tindre una excusa per a cesar-los. 

Seguirem treballant des de l'oposició per controlar-ho. 

Prenem nota dels abusos de poder que ens han fet al llarg d'estos dos anys i mig.

El camí és ben llarg, i no es planer.

TORNAREM AMB EL VOSTRE SUPORT.
MOLTES GRÀCIES. 

divendres, 24 de novembre de 2017

Vamos a proponer bajar impuestos. Porque los Socialistas miramos por las personas.


Héctor Such, portavoz del grupo municipal socialista de l´Olleria.
El Grupo Municipal Socialista de l´Olleria, nos comprometimos en las pasadas elecciones a bajar los impuestos e incluso derogar parte de la ordenanza municipal, referente al impuesto de plusvalía por los terrenos para casos de herencia en primer grado de consanguinidad.
Hemos presentado una moción para el pleno del próximo lunes día 27 de noviembre, en tal sentido. Solicitando el apoyo de los demás grupos municipales, para proceder a la derogación parcial de la ordenanza, de tal modo que a partir del enero del 2018, toda aquella familia en primer grado de consanguinidad que sufra un fallecimiento, quedará exonerada del pago de dicho impuesto.
Pensamos que ahora que las condiciones económicas están mejorando, y disponemos de un millón de euros anuales de superávit, es el momento de aflojar la carga impositiva a los más desfavorecidos.
Dado que ante un fallecimiento, son los tres años siguientes del fallecimiento cuando las familias entran en una crisis difícil de superar, qué mejor que ayudar a las familias en ese momento, eliminando esa doble carga impositiva, pago que consideramos totalmente injusto.
Por ello, y pensando en las personas, hemos apostado por la retirada del impuesto conocido como el
” impuesto a la muerte”.